Un grito de rebeldía, un puñetazo en lugar de flores, una negación del estado presente de las cosas como una búsqueda de otro mundo menos vil, el punk es una forma de acabar con todo para comenzar de nuevo, nos dice César Oliveros en el presente ensayo. Un acto suicida, golpe seco en el centro mismo de las ideas y los hábitos como un camino hacia “otro” hombre nuevo, libre, rebelde, con la determinación suficiente para acabar incluso consigo mismo.

El presente ensayo recorre la trayectoria de Tony Scott, célebre productor de Hollywood quien un 19 de agosto del 2012, a los 68 años de edad, se lanzó del Puente Vincent Thomas de Los Ángeles, poniendo fin a una carrera de treinta años de éxitos. ¿Qué hace que un hombre con la vida aparentemente resuelta decida acabar con ella?

“Del suicidio” es un lúcido ensayo donde Pável Granados reflexiona acerca de ese “derecho de la conciencia” para decidir si vale la pena seguir viviendo. Desde un enfoque íntimo, Granados expone la visión histórica que se ha tenido sobre el suicidio, sus múltiples y complejos significados, y hace un paseo por algunos casos célebres en la literatura moderna, desde Gérard de Nerval, Mariano José de Larra, Manuel Acuña y Horacio Quiroga.

¿Qué busca el suicida? ¿Qué significado tiene ese acto de radical autoanulación? En el presente ensayo literario, la narradora Roxana Sámano reflexiona sobre esa eternización de un presente tremebundo, un rechazo hacia la posibilidad de seguir conociendo, o un mero acto de supremo hastío. “La muerte voluntaria es el perpetuo rechazo a los lugares que nunca nos vieron llegar. El suicida calumnia todo aquello que nunca le perteneció”.

El relato que lleva por nombre “Cigarros”, lo escribió su autor a los 22 años, uno antes de que se suicidara en el minúsculo cuarto de un edificio de la colonia Nápoles, en la ciudad de México, donde vivía rodeado de libros y de colillas de cigarro. Su nombre era Jesús García Huerta (1981-2003), joven de tozuda melancolía y talento literario, de quien apenas se conservan un puñado de relatos. Se sabe que escribió una novela cuyo extraño personaje, al final, abre el grifo de la bañera para dejarse ahogar por “las sombras”.

A partir de dos citas del filósofo francés Jean-Jacques Rousseau, Luis Villoro reflexiona en torno a la libertad, la democracia y las distintas posibilidades de gobierno en una sociedad. Entre sus múltiples estudios filosóficos, destaca la constante preocupación que Luis Villoro ha tenido en torno a la ética social, la justicia y el respeto a los derechos universales. Su inquietud por la pluralidad cultural y la comunión con los otros, la ha desplegado en sus estudios sobre el indigenismo en México.

En esta segunda parte de la entrevista con Huberto Batis, el maestro editor habla de su paso por la dirección del célebre suplemento sábado de Uno más uno, así como de su equipo de trabajo y sus colaboradores: Xavier Velasco, Guillermo Fadanelli, Ignacio Padilla, Enrique Serna, entre muchos otros. Habla de las grandes figuras del periodismo mexicano, Julio Scherer, Manuel Becerra Acosta, Fernando Benítez, y de sus disputas editoriales con Octavio Paz y Enrique Krauze. Sus paisanos Emmanuel Carballo y Juan Rulfo también forman parte de esta apasionante historia.