Victoria Núñez, artista multidisciplinaria, narra, desde la vena del arte contemporáneo, una revisión histórica sobre los procesos de decolonización que vive Eslovenia, en constelación espacio-temporal con otras latitudes del mundo. En su crónica, presenta un tejido para la comprensión del arte actual, que hilvana diversas posturas como el análisis del lenguaje artístico y el lenguaje materno, el ejercicio archivístico, la reconstrucción de las historias en resistencia y la creación de un territorio anarquista.La trinchera construida para la escuela de verano en Ljubljana está cruzada por la diversidad curatorial y performática, y la participación relevante de Zdenka Badovinac, Boris Buden, Walid Raad, Bojana Piškur y Anton Vidokle.

En la mitología popular maya, la figura del nahual hace referencia a un espíritu guardián en forma animal que acompaña a los seres humanos a lo largo de su vida. Hay también una narrativa del horror en torno a este ser mítico que muy pocos han explorado. Berumen y Coyote, artistas gráficos chilangos, rellenan este hueco contando e ilustrando la caída en desgracia de un corrupto arqueólogo de la Ciudad de México.

En este ensayo literario, Mauricio Patrón reflexiona sobre la ética de la escritura, habitando el riesgo de exponer sus disfraces para confrontar a un sistema patriarcal-colonizador. “Revisa, escucha. Deja de pensar en el hombre nuevo, y ponte a limpiar”. En el eje de sus reflexiones, entrelaza una propuesta política de los cuidados: una revalorización de la labor del mantenimiento y la crianza que sostienen la vida.

La poética de la Fragilidad

“La Poética de la Fragilidad” es un proyecto que indaga la existencia humana. La obra, plurisensorial, está conformada por un film, un libro de artista y una plataforma. Para su realización, Lata Mani y Nicolás Grandi abstraen de la rítmica del yantra hindu, una forma geométrica que representa la disociación de la unidad en múltiples formas, ofreciendo diversos puntos de vista y experiencias; todas ellas visiones sobre la vida que nos posibilita la apertura hacia la otra persona, un microcosmos que nos devuelve nuestro propio reflejo.

Luisa Estrada, artista visual especializada en el grabado y el dibujo, habla sobre los orígenes y el sentido de su obra, basada en su mayoría en el paisaje urbano de la Ciudad de México, su lugar de nacimiento.  El grabado en México vive hoy un boom de producción y difusión pocas veces visto a lo largo de su tradición, y Estrada -egresada de la Facultad de Artes y Diseño (FAD) antes Escuela Nacional de Artes Plásticas (ENAP)-, es una de las jóvenes artistas destacadas de esta nueva ola. Baste decir que la Ciudad de México se enriquece visualmente, a través de su mirada atenta a los detalles cotidianos del “monstruo urbano”.

Laura Seligra, ecofeminista, reflexiona desde la realidad actual de crisis y colapso ambiental, cercana al ecocidio, las posibilidades existenciales y éticas que la humanidad tiene que adaptar para cohabitar en una “Tierra que es de todos”. De la mano de la filósofa Marta Tafalla, propone una ética ecoanimal, cuyos valores morales se basan en el respeto y la igualdad hacia todos los seres vivientes, ríos y montañas, postulando una alternativa de política verde, radical y revolucionaria frente a la catástrofe planetaria.

El Hospital J.T. Borda es un hospital psiquiátrico de la Ciudad de Buenos Aires, es la institución dedicada a la salud mental más grande de la Argentina: residen unas 1400 personas y atiende a varios miles más en forma ambulatoria. Durante un año, todos los martes, Camila Álvarez coordinó un taller de fotografía para las mujeres que se encuentran internadas en el Borda, parte de los resultados del taller los publicamos ahora en Máquina, acompañados de un ensayo de la propia Camila Álvarez en donde narra la experiencia: “Entre tanta banalidad fotografiada cotidianamente, la cámara en sus manos les permitió llegar a los lugares más profundos de sí mismas, conectando con emociones, con el inconsciente, los sueños, los deseos, los recuerdos”.

Gérard de Nerval y René Crevel revelan, a través de su existencialismo, el absurdo, el problema filosófico por antonomasia, el suicidio y su contrariada libertad. Yamil Rezc, entrama compasivamente un tejido frente al influjo sinsentido de la noche abismal que acompaña a los poetas suicidas, la vida desde sus últimos alientos. “Hoy no volveré pues la noche será negra y blanca” sentenció Nerval poco antes de quitarse la vida en las calles de París.

Juan Pablo Ramos analiza la narrativa del “progreso” a partir del corredor escultórico Chactemal ubicado en el estado caribeño de Quintana Roo, México. Su reflexión arroja luz sobre la ideología desarrollista implementada en este país por el Partido Revolucionario Institucional desde sus primeros años de gobierno y que llegó al paroxismo con la imposición del modelo neoliberal. El corredor escultórico Chactemal -una serie de esculturas de distintos artistas mexicanos de renombre como Vicente Rojo, Sebastián o José Luis Cuevas, colocadas a lo largo del Boulevard Bahía- “es un recordatorio de la modernidad como proyecto fracasado”, ahora solidificado en estructuras absurdas inacabadas y contaminantes del paisaje.

El trabajo de Jacob Kirkegaard -artista audiovisual danés- explora formas de reflexionar sobre aspectos inmediatos complejos, inadvertidos o inaccesibles de la condición humana. Desde la radiactividad en Chernóbil y Fukushima después de los accidentes nucleares, hasta el derretimiento del hielo en el Ártico, los muros fronterizos en Palestina y ”Tonos” (emisiones otoacústicas) generados a partir del oído humano real. Aion es el retrato sonoro de cuatro habitaciones abandonadas dentro de la Zona de Exclusión en Chernóbil, Ucrania.